BLOG DE JARDILAND

TU ESPACIO DE INFORMACIÓN, IDEAS Y CONSEJOS SOBRE LA JARDINERÍA, ANIMALES, DECORACIÓN Y ¡MUCHO MÁS!

Calendario de Jardín de Julio

En julio, la parte más importante de la jardinería es el riego regular de las plantas sedientas por los largos y calurosos días de verano. Si se va de vacaciones, no olvide mantener esta tarea vital.

 


En la huerta

  • Siembra en la huerta: rúcula, albahaca, remolacha, zanahoria, col china, cilantro, calabacín, berro, espinacas, judías (hasta el 15 del mes), canónigos, nabo, perejil, rábano, rúcula, lechuga, tetragón.

  • Sembrar abonos verdes en los lugares que dejan libres los cultivos de patatas o cebollas.

  • Trasplante en su lugar: apio, col, calabacín, calabaza, maíz, puerro, lechuga.

  • Aclare las plántulas jóvenes en junio.

  • Poda y estaca: berenjena, melón, pimiento, tomate.

  • Rellenar las patatas por segunda vez. Esté atento a la aparición de escarabajos de Colorado.

  • Azada la tierra para aflojarla y favorecer la penetración del agua.

  • Deshierbe regularmente.

  • Riegue por la noche sin mojar el follaje y dé sombra a las plantas jóvenes sensibles al calor.


En el huerto

  • Riegue abundantemente las plantas jóvenes una vez a la semana para asegurar su recuperación.

  • Azada en la base para facilitar la penetración del agua si el suelo no está acolchado.

  • Acolche o vuelva a acolchar las nuevas plantaciones para limitar las malas hierbas y el riego.

  • Siga raleando los frutales de hueso (albaricoque, melocotón), manzanos y perales que hayan crecido demasiado o estén deformados.

  • Apoyar las ramas de los melocotoneros, nectarinos o albaricoqueros que son muy pesados.

  • Continúe con la poda en verde: pellizque los nuevos brotes de los perales y manzanos a las 5 hojas.

  • Podar los frambuesos no remontantes después de la producción.

  • Si es necesario, continúe el tratamiento de los frutales propensos a las enfermedades con un fungicida compatible con la jardinería natural.

  • Cuidado con los ataques de parásitos..



Las flores en el jardín ornamental

  • Compra unas cuantas macetas grandes de flores de verano para una decoración exprés.
  • Termine de sembrar las plantas bienales (dedalera, juliana de jardín, margarita, viola y pensamiento...). Trasplante las plantas sembradas hace unas semanas.
  • Siga sembrando plantas perennes.
  • Siga regando con regularidad por la tarde, cuando esté fresco.
  • Matar gladiolos y dalias.
  • Afeite las matas de plantas perennes desfloradas (alchemilla, delphinium, geranio...).
  • Divida los lirios de jardín y las peonías.


Árboles y arbustos en el jardín ornamental

  • Sigue regando los árboles y arbustos con regularidad para que se recuperen, sobre todo durante los dos primeros años. Cubra con mantillo si aún no lo ha hecho.
  • Siga podando los arbustos al final de su periodo de floración, como las deutzias y los rosales no remontantes.
  • Pode las trepadoras vigorosas, como la glicina, para que vuelvan a estar verdes.
  • Estimule la subida de las rosas dándoles un abono especial para rosas. Esté atento a la aparición de chupones del portainjerto y elimínelos.



La hierba en el jardín ornamental

  • Continúe con la siega regular, aumentando la altura del corte para no sensibilizar a las hierbas con la sequía del verano.
  • Riegue el césped nuevo con regularidad y a fondo para evitar el enraizamiento superficial.



En la terraza y en el balcón

  • Riegue con regularidad y abundantemente por la tarde, sin mojar el follaje para no favorecer las enfermedades a las que les gusta el calor y la humedad.
  • Rascar la superficie del suelo para facilitar la penetración del agua.
  • Pellizque los tallos de las plantas que empiezan a agotarse, como las petunias, o las que no deben florecer: albahaca, marrubio, coleo, helicriso, etc.
  • Sigue abonando, adaptando la cantidad de abono a cada planta: las dalias son glotonas, la lavanda y el tomillo no necesitan abono.
  • Después de la cosecha, llena los espacios vacíos de tu huerto con ensaladas de verano para trasplantarlas, peras de colores o plantones de zanahoria para el otoño.
  • Retire regularmente las flores marchitas y el follaje seco o dañado. Aproveche la oportunidad para comprobar si hay plagas y enfermedades.


En el interior

  • Continúe regando y nebulizando regularmente, especialmente los helechos y las plantas carnívoras como el nepenthe.
  • Aumentar la cantidad de abono y la frecuencia de riego.
  • Compruebe que las plantas que se han instalado en el exterior durante el verano no sufren los rayos del sol, el calor o la sequía.
  • Revise regularmente las hojas y el envés en busca de plagas.
  • Si te vas de vacaciones, agrupa las macetas pequeñas en un recipiente grande con bolas de arcilla húmedas en el fondo.


En el estanque

  • Termine de plantar plantas acuáticas como lotos, papiros y nenúfares, así como plantas costeras.
  • Vigile las floraciones de lentejas de agua y algas filamentosas.
  • Reponga el nivel de agua del estanque si desciende debido a la evaporación.
  • Limitar la expansión de las plantas oxigenadoras, como los hipopótamos o las miriápodos.
  • Divida las plantas acuáticas desfloradas: lirio de agua, orontium, ponteideria, sagittaria...
COMPARTIR
  • Facebook
  • Twitter
  • LinkedIn

DEJA UN COMENTARIO

Tu navegador no está actualizado. Tiene conocidas fallos de seguridad y podría no mostrar todas las características de este y otros sitios web. Aprende cómo puedes actualizar tu navegador

Uso de cookies

Utilizamos cookies de terceros y persistentes para analizar nuestros servicios y mostrar publicidad relacionada con las preferencias de los usuarios en base a sus hábitos de navegación. Puedes obtener más información y configurar tus preferencias aquí.

Botón de cierre